lunes, 27 de abril de 2015

Querido Paolo Vasile

Caro Paolo,

Come estai?, tutti bene?

Te escribo estas líneas no tanto para felicitarte por el éxito del trigésimo noveno "Belenazo" sino para sugerirte una miniserie para tu parrilla, que no todo van a ser realities, ¿no te parece, mío caro Paolo?

Esta super idea que te ofrezco es un cruce entre "el príncipe" y "mujeres y hombres y viceversa", vamos, muy tu rollo todo. Es una adaptación de la vida de Ana María Cameno, aka "la tetas" o "la reina de la coca". Una muchachita de familia bien que en su Burgos natal se aburre cosa mala y empieza a dedicarse al menudeo de drogas para pagarse una operación de estética.

A la izquierda la reina de la coca, a la derecha una muchachita de Burgos. En medio unas cuantas miles de operaciones de estética.

Luego se traslada a Madrid y hace eso que tan nos dicen a los jóvenes que hay que hacer: emprender. En concreto, ella emprende en el campo que mejor conoce: el de la droga. Y como es una muchacha muy despierta y trabajadora consigue convertirse en la reina de la cocaína en España.  Como todo emprendedor sabe, hay un momento en el que hay que dar el salto internacional, y Ana lo hizo, quería crear en España el mayor laboratorio de cocaína de Europa. Lo tenía todo a punto de caramelo cuando la detuvieron.

Pasó unos meses en prisión preventiva y, al salir, se enfrentó con un pequeño problema: debía dinero. Y no a Cofidis o a Bankia... debía dinero a los carteles colombianos. Así que en lugar de dejar las malas compañías y las drogas y sacarse una oposición (como probablemente querrían sus padres, esos señores de Burgos) Ana vuelve al trapicheo. Como es lógico, la policía sigue sus movimientos y acaba por pillarla, con solamente 100 kilos de cocaína encima.

Como ves, Paolo, esta serie acaba con los malos en la cárcel, como está mandado. También los cómplices de Ana María están en la cárcel. Es el caso de Álvaro López Tardón, uno de los jefazos de los Miami, una banda que organizaba el menudeo de drogas en las discotecas gracias a su red de porteros/matones. Si Ana era la mayorista de la coca, ellos eran los minoristas.

Tras una guerra por hacerse con el control de "los Miami", Álvaro se refugió en ídem (es decir, en Miami), pero acabaron trincándole, testimonio de su esposa americana maltratada incluído, y ahora está en esta cárcel en pleno centro de la ciudad, con ventanas tan estrechas que casi no ve la luz del sol:


López Tardón y su hermano Artemio querían independizarse de los Miami y tener su propio grupo de matones/porteros/narcos de discoteca. Por ello se enfrentaron con el líder de la banda, Juan Carlos Peña Enano, al que intentaron matar varias veces. Consiguieron asesinar a su abogado y hombre de confianza, pero Peña Enano sobrevivió a todos los atentados contra su persona, aunque perdió una pierna. De hecho su sobrenombre en el mundo del hampa era el de "el inmortal" (era, en pasado, antes de que Jordi Hurtado le quitara el puesto). Peña Enano pasa años huido la justicia, viviendo en el extranjero y visitando España protegido por un muro de rumanos y búlgaros como armarios empotrados para así evitar los intentos de asesinato de los López Tardón. Será el primero en ser detenido, en 2009.

López Tardón y Ana Cameno se las prometían muy felices, él controlando el negocio desde Miami, ella desde Madrid. Ella operándose la nariz y el pecho, él las abdominales. Porque sí, este hombre con pinta de tronista de Mujeres y Hombres y Viceversa es Álvaro López Tardón:

Tatuajes tribales, yo os maldigo.

Carissimo Paolo, vete pensando en el casting, no sé si Belén Rueda nos servirá para hacer de Ana Cameno, que ahora está tan operada que para hacer una adaptación televisiva de su vida sólo se podría llamar a la Pelopony. Pero tú vete pensándotelo. Luego si eso me pegas un toque.

Ciao bello!

7 comentarios:

Uno dijo...

Paolo sabe que en tu historia hay por lo menos 5 temporadas. Y cuando ya parezca que no hay nada mas que contar llega la parte en que Ana Obregón pide la los Miami que le den una paliza a Cantizano. Mas telechincue imposible.

Un abrazo

Charly Hell dijo...

Oigs, que buena idea, mantén tu teléfono en línea que Paolo está en un tris de mandarte un whasapp pidiéndote más datos.

Yo me permitiría añadir otro programa como inspiración y ya de paso para el título también: ¿Quién quiere casarse con mi alijo".

Lo veo, lo veo.

loquemeahorro dijo...

Me encantan tus historias criminales, tienes mucha imaginación, porque no me querrás hacer creer que todo esto ha pasado en realidad, verdad???

De verdad que hasta lo de Cantizano (pobre hombre, si es el que menos pinta en su programa), pensaba que Los Miami eran como los Baker Boys pero de Benidorm.

pd. Quién quiere casarse con mi alijo jijijijiji

laesti dijo...

Uno, qué cinco temporadas, aquí aspiramos a ser como "Cuéntame" y seguir avanzando hasta romper el continuo espacio y tiempo narrar el futuro.

Charly, Loque: ¿Quién quiere casarse con mi alijo? es perfecto! Es como Granjero busca esposa pero en plan criminal. Yo lo vería.

Amiga R. dijo...

López Tardón y Peña Enano me parecen nombres maravillosos. Es que me los imagino, bajito uno e impuntual el otro, en un mundo en el que tu segundo apellido te retrata ante el resto. Ella sería Cameno Operadísima. ¡¡Me encanta!!

p.d. Un aplauso para el señor que inventó el cosito mediante el cual, haciendo click junto a "no soy un robot" demuestro que no soy un robot.

deWitt dijo...

El capítulo en el que Ana Obregón llama a los Miami para partirle las piernas a Cantizano seguro que arrasa.

Vaya historia, digna de ser llevada a la pantalla y, ya puestos, por ti, claro está!

Madreconcarné dijo...

Ya están tardando en hacer esta serie.

Claro que, si es española, tiene que salir el comparsa graciosete que en el fondo no es mala persona y que la narcontraficanta estando en la cárcel se muera por shock anafiláctico, ya que tenía alergia al tinte rubio baratero.