lunes, 28 de julio de 2014

Catnado (psicología felina, volumen II)

Estamos a julio y la mayoría no nos hemos ido de vacaciones a esas playas donde nos haremos fotos que titularemos "aquí, sufriendo", pero ya sabemos cuál es la película éxito de este verano: "el planeta de los simios".  La nueva, no la de Charlton Heston luciendo torso, ni la de Helena Bonham Carter disfrazada de mona. Es la segunda parte de la precuela de "El planeta de los simios",  ésa en la que salía ese hombre que es como un cuarto y mitad de chopped, James Franco. Creo. No me preguntéis cuál es el título exactamente, que estoy hecha un lío:


Los monos son, con permiso de los tiburones y los perros, unos animales de lo más cinematográfico. Y ya si reciben radiación, crecen desmesuradamente o de golpe se vuelven mazo listos, ni te cuento. Dentro del género de las películas catastróficas tenemos el subgénero de animales malvados que nos quieren comer a nosotros, los seres humanos, que tan bien hemos portado con ellos de siempre. Y yo, como experta en psicología felina, me pregunto, ¿qué pasaría si cualquiera de estas películas de animales cabreados la protagonizaran gatos?

Probemos con la película revelación de esta Nochebuena: Sharknado. Un tornado originado en el océano llega hasta la ciudad de Los Ángeles, el tornado ha absorbido a un montón de tiburones que "llueven" sobre la ciudad creando el pánico. Bien, sustituyamos "tiburones" por "gatitos". Y la cosa cambia. Para empezar, se vuelve una película casi realista porque, amigos, ha existido un tornado de gatos. No en Los Ángeles, sino en Chobham, Surrey, donde estoy segura que el tornado de gatos ha sido lo más emocionante que ha pasado desde que Agnes Clarissa Beresford, vecina de 73 años, hizo el casting para "The voice".

Pero volvamos a "Catnado". El tornado de gatos cae sobre la ciudad de Los Ángeles. Los gatos está mojados y, por tanto, cabreados. Casi tanto como el gato Bon Jovi:



El héroe de la película, un actor que conoció la gloria en los 90 y ahora hace tv movies (Luke Perry, el rubio de "Salvados por la campana"...) tiene una idea: dar jamón de york a los gatos cabreados. Lo hace y la película acaba en el minuto 20.

Por cierto, la segunda parte de Sharknado se proyecta este jueves en el patio del Conde Duque en Madrid. Id y contadme qué tal, anda, porfi.

Pero, ¿qué sucedería si el ejército norteamericano hiciera unas pruebas atómicas? Muy listos ellos, como siempre que hacen estas cosas se van lejos de casa, por si acaso. Las pruebas las realizan en el océano Pacífico y la radiación alcanza la isla de Tashirojima, en Japón, más conocida como "la isla de los gatos". Los gatos empiezan a crecer cosa mala y salen de la isla para buscar comida. Lógicamente, acaban en Tokio, ciudad en la que crean el caos, como Godzilla, pero soltando más pelo.


El ejército del aire rodea a Catzilla, que los persigue con sus garras, pensando que son moscardones. Pero la población civil y los miembros del grupo de Facebook "dormir en postura incómoda para no molestar al gato" se movilizan. Se manifiestan y hacen un change. org para defender a Catzilla que sí, está causando el caos y la destrucción, pero también es verdad que duerme 20 de las 24 horas y es muy fotogénico.

¿Y si "el planeta de los simios" fuera "el planeta de los felinos"?

Un laboratorio que investiga una cura para el Alzheimer experimenta con gatos, pronto los gatos aprenden el lenguaje de los signos, a hacer puzzles y a tirar de la cadena después de hacer sus cosas en el water en lugar de en el arenero. Pero los gatos quieren ser libres, se rebelan... y aquí es donde la sinopsis de la película cambia. En lugar de irse a un bosque, donde crear su propia sociedad, los gatos inteligentes toman un centro comercial y ocupan la tienda de colchones y la pescadería.

Definitivamente, los gatos deben copar los vídeos de youtube, pero no dan más de sí. Jamás protagonizarán una película catastrófica.

Y vosotros, ¿cuál es vuestra película de animales que nos quieren destruir favorita?, ¿vais a ver "Sharknado 2"?, ¿habéis votado ya a "La leonera" en el festival de Elche?, ¿no?, pues aquí tenéis el enlace. ¡Que el plazo se acaba el día 31!

11 comentarios:

Las Ruvias No Semos Tontas dijo...

Mi película catastrófica preferida hoy es la del tsunami con tiburones y supermercados que nunca recuerdo cómo se llama, pero que de tan mala me parece maravillosa. Hoy. Mañana ya veremos.

Y yo sí veo a los gaticos protagonizando la saga "cariño, he encogido a tu gato", "cariño, he agrandado a tu gato", etc... Sería tope monérrima. Es más, incluso veo a los gaticos protagonizando aquella de un bebé que hablaba y que tampoco recuerdo el nombre, pero hubo varias.

Aunque lo realmente triunfador sería ese proyecto abandonado en el limbo de las buenas ideas (junto a nuestro primer ElePé) que era TeleGatito.

Carabiru dijo...

Como animales terroríficos tendrían poco futuro, es cierto, en el caso de Caztilla un helicóptero con un plumero gigante colgado de una cuerda podría alejarlo de la ciudad hasta un lugar donde hubiera una caja gigante, él mismo se metería en la trampa.

Por otra parte si ese gato resultase ser Bon Jovi... No, en serio ¿qué le pasa a ese gato? ¿Está endemoniado? De ser así podría sustituir al muñeco de Michelín gigante que atacaba NY en Cazafantasmas... Aunque Cazafelinos no vende mucho como nombre, habría que buscarse otro.

Uno dijo...

La catástrofe está aquí y se ceba en la persona humana. El mosquito trompetero utiliza métodos perversos. No se come a la gente ni la aplasta, les destroza los nervios. Les priva del sueño hasta hacerles perder la cordura. Les suicida.
Trompetnado? El planeta de los dípteros?
Helena B.Carter de mosquita muerta?
Tengo que currarmelo un poco, si.

loquemeahorro dijo...

Catzilla: me encanta la idea de que los gatos nos invadan, y además si existe ese grupo de fb me pienso apuntar ahora mismo, y eso que no tengo fb (lo cual es más meritorio).

Eso sí, advierto que la ciudad se nos iba a quedar de pelos, cosa fina, pero ¡son tan monooooos! Sí, sí, nos masacrarían, pero los supervivientes lo olvidarían todo en cuánto empezaran a ronronear.

Ah, si fueran el Sharknado de gatos, no pasaría absolutamente nada, ten en cuenta que caerían de cuatro patas y se irían tan panchos, con esa cara que ponen los gatos de "Acabo de hacer la pared de la muerte y nada, me voy a dar una vuelta".

Sí, te he votado, que conste.

loquemeahorro dijo...

Oye, una cosa de Catzilla, vivir dominado por un felino gigante que te destroza la casa y somete por completo tu vida ¿no se llama "tener gato"?

Sorokin dijo...

Cosa buena, el gato Bon Jovi. No hace sino abundar en la especie de repelizno que me producen los felinillos esos. Discutía yo eso con unos amigos gatófilos y me encaminarion hacia el siguiente video de YouTube, en el cual un gato salva a un nene de morir devorado por un perro:
http://www.youtube.com/watch?v=C6DKlX5beq0
Oye, pues a ver si va a ser verdad que no son tan indiferentes como parecen.

laesti dijo...

Ruvias, qué cabeza tenéis, ¿será por culpa de ser rubia natural? Creo que la película que tanto os gusta es Bait (Carnada).

Biru, yo soy muy fan de ese momento en el que el dueño de Bon Jovi pega un grito infernal. Siempre que lo oigo me entra un ataque de risa.

Uno, como víctima de los dípteros te digo que esas películas no las vería nunca. Como "The ring", me darían demasiado miedo.

Loque, siempre se podría comercializar el pelo de Catzilla y así los jerseys de lana de gato se convertirían en parte importante del PIB de Japón. Y sí, vivir dominado por un gato se llama "tener gato".

Sorokin, los gatos se hacen los indiferentes, pero en el fondo adoran a sus dueños. Se nota sobre todo en la bronca que te echan cuando vuelves de vacaciones.

Anónimo dijo...

Pues sabed que se avecinan castores zombies.
Ya está, ya lo he dicho.
https://www.youtube.com/watch?v=7onFrBK_hKE

Olga.

Charly Hell dijo...

En la de El planeta de los simios de Tim Burton es de las pocas en las que Helena Boham Carter sale favorecida (favorecida de guapa, porque favorecida sale siempre que su marido hace una peli, que siempre la mete a ella. En la película digo)

Yo película con gatos no haría, yo haría ésto:

http://pbs.twimg.com/media/Br4RkduIAAA8PjJ.jpg

Pero con gatos asesinos, o al menos que fueran como Bon Jovi, del que me declaro fan absoluto. El tipo ese no lo deja en paz!! Más le tenía que arañar. Me veo muy identificado con Bon. Si me dejaran, en mi curro haría lo mismo.

Mi peli con animales que nos quieren dominar... pues me quedo con Temblores, aquellas lombrices gordas que tenían a Kevin Bacon con el culo apretao de piedra en piedra.

No he visto Sharknado (que suena a helado de Frigo) y no se si lo haré, aunque tanto oir hablar de ella.... al final, verás tu, que cae.

laesti dijo...

Olga, conozco ese trailer y MUERO de ganas por ver ese peliculón. ¡Zombeavers!

Charly, si disfrutaste con las lombrices gigantes, los tiburones que caen del cielo en "Sharknado" son lo más. Y sí, Bon Jovi ataca a su dueño porque es muy pesado, si él sólo quiere que le dejen en paz.

Blackmount dijo...

a mi me gustaria ver a Samuel L. Jackson en un avion lleno de gatos que le muerden los tobillos a los pasajeros, diciendo "I have had it with these motherfucking kitties on this motherfucking plane!". o la version con gatos de el exorcismo, la podria protagonizar este gato