lunes, 10 de febrero de 2014

Por Dios bendito, que vuelva Eva Hache

Eso mismo debían estar pensando anoche todos los asistentes a la gala de los Goya (aka la Gaya de los Gola, como los llamó una reportera de TVE en pleno ataque de dislexia). Al menos ellas lo pensaban:

Y es que, si una se olvida de los errores de realización, de los chistes facilones y hasta de los discursos eternos, y analiza sólo el guión de la gala, resulta que no estaba tan mal. El que estaba mal era Manel Fuentes. O la locaza que secuestró el cuerpo de Manel porque, ¿este hombre desde cuándo tiene pluma? ¿Y desde cuándo tiene semejante paquete? Es más, estoy convencida de que esa misma gala, con los mismos fallos de realización, los mismos chistes fáciles sobre Wert, pero con Eva Hache, hubiera sido mejor. Eva, vuelve. O tú, o Buenafuente, o Rosa María Sardá. Estoy por hacer un change.org pidiendo que la gala la presente Carlos Areces. Es más, Carlos Areces vestido a lo Blanca Suárez, a lo it girl. Con trasparencias. Lo petaría.

Pero, ¿quién tiene ganas de hacer una crítica lógica y fundamentada sobre la gala? Que es lunes por la mañana, dale a tu cuerpo alegría, Macarena, y veamos modelazos. Hablando de Macarena. Macarena Gómez (que no García, que García iba de princesita y guapísima) brindó uno de los grandes momentos de la alfombra roja al aparecer con su marido, el millonario excéntrico amigo de Andrea Casiraghi, los dos con sus estolas de visón. ¡OLE!:
Si no puedes ser elegante sé extravagante.

La alfombra roja de este año fue variada y colorida. Ya vale de ir todas de luto, que sois actrices, en vosotras eso de que el negro adelgaza no se aplica porque ya estáis todas muy delgadas. Id mejor de verde lechuga, como Carolina Bang y María León.

Verde que te quiero verde. Verde mar, verde lechuga.

El modelo verde de Bang era más verde lechuga romana fresca del mercado, mientras que el de León era un verde lechuga iceberg del Dia, pero pese a su tono de lechuga desvaída, María León iba divina. El traje de Bang recordaba a cualquiera de los modelitos que luce en "Tierra de lobos", que lo mismo es porque lo ha robado del vestuario de la serie.

El azul era otro de los colores de la noche. Lo eligieron casi todas las nominadas a mejor actriz y, ¿será casualidad? Marian Álvarez, la ganadora por "La herida" era la más elegante. Todas pecaban de ir un poco señoronas, un poco María Teresa Campos acudiendo a los premios TP:


Marian Álvarez está que se sale en "La herida". Merecidísimo premio. Ahora, que a la película un par de puntos de giro no le habrían venido mal, eso también os lo digo. Por algo estaba nominada a director revelación y a mejor película, pero no a mejor guión.

Norma Ruiz y María Botto también optaron por imitar el estilo de una celebrity patria. Pero ellas en vez de emular a María Teresa Campos tiraron por Norma Duval. Plumas y pedrería a tope:

Atención a la cara de María Botto posando. La organización de los Goya debería dar unos cuantos talleres sobre cómo posar en el photocall. Éste sería el temario:
1. El photocall, tu amigo. Introducción al noble arte de posar ante las cámaras.
2. Dientes, dientes, que eso es lo que les jode (cómo sonreír aunque no te apetezca una mierda)
3. Lanzamiento de besitos a cámara
4. La pierna Jolie (o cómo enseñar pierna con distinción)
5. La espalda Pataky (o como enseñar tu espalda al aire sin hacerte una contractura al girarte)

Y con la espalda al aire (hay que ver hilo los temas) iban Celia Freijeiro y Dafne Fernández. Celia iba muy mona por delante y excesiva por detrás. Los lazos extragrandes para los paquetes de regalo.

Dafne iba muy recatada por delante, así que la espalda al aire compensaba. Anne Igartiburu, impagable comentarista aka Buruburu (así la llama mi amiga L.) nos recordó que Dafne solía ir enseñando todo su potencial y sí, es cierto, ¿cómo olvidar su aparición en los Goya del año 2004 cuando salía con Fernando Verdasco?

Pero todas estas muchachas iban divinas, espléndidas, estupendísimas, sobre todo si las comparamos con ellas dos:


Miriam Giovanelli ha decidido hacer honor a su nombre de actriz porno para teñirse el pelo de rubio putón. El vestido no estaba tan mal, pero el pelo teñido con aguarrás y la pose arruinaron la estampa final. Miriam, apúntate a mi taller "cómo posar en la alfombra roja y que no te pillen en un renuncio". Te hago descuento.

Nathalie Poza quiso arriesgar, pero el trikini de manga larga no acababa de quedarle bien del todo. Yo creo que no le hubiera quedado bien ni a Nieves Álvarez que sí, estaba ahí. Porque ella es nuestra Heidi Klum y no se pierde un solo evento de estos.

Terele Pávez tampoco iba precisamente sofisticada, pero le perdonamos absolutamente todo porque ella es una grande y puede hacer lo que le venga en gana, hasta ir a los Goya envuelta en una moqueta de su casa. Merecido Goya a actriz de reparto, aunque me hubiera gustado que Rossy de Palma, magnífica en "3 bodas de más" también estuviera nominada.

Nieves iba divina, as usual. Al igual que Paula Echevarría y Juana Acosta, que no para de ir a eventos y a alfombras rojas con la esperanza de que le salga un buen contrato de publicidad y marcarse así un Paula Echevarría (dícese de cuando una actriz se forra con la publicidad y la interpretación pasa a segundo plano). Pero a mí me gustaron especialmente estas tres jóvenas:


La primera, Marta Nieto, aparte de parecerse una jartá a mi amiga R. lucía un vestido que yo robaría ahora mismo si no fuera porque el blanco virginal a mí me haría parecer un fantasma.

La segunda, Ana Fernández, iba elegantísima de granate. Me gustan el maquillaje, los pendientes... hasta ese bolso grande que no pega una mierda pero donde sí caben las llaves, el móvil, los pañuelos de papel y hasta unas bailarinas por si luego te quieres cambiar de calzado.

Y sé que es una apuesta arriesgada, pero me ha gustado el mono de Nadia de Santiago. Un poco Padme Amidala en "La guerra de los clones", sí, pero juvenil y original. Y es que eso hace falta en estos eventos, un poco de originalidad. Por eso soy fan del marido de Macarena Gómez y del de Assumpta Serna:


Y vosotros, lectores de mis entretelas, ¿a quién elegís como la más elegante de la noche?,  ¿y la peor?, ¿estaba Quim Gutiérrez por ahí? Porque no le ví, y eso siempre es una pena... ¿alguien ha visto "Vivir es fácil con los ojos cerrados"?, ¿Manel Fuentes es así o le entró un repentino ataque de pluma?, ¿me habéis votado ya en los premios 20 blogs?, ¿no? Pues ya estáis tardando.



14 comentarios:

Guionistaeléctrico dijo...

Sí, por San Lubitsch, que encierren a Manel F. y tiren la llave. ¿Por qué gesticulaba así? ¿Por qué tenía dos tallas menos de pantalón? ¿Por qué es tan soso lanzando chistes?
No he leído ABSOLUTAMENTE TODO el post, lo confieso. Me pierdo con los colores y los nombres, y no sé si comentas lo que sigue, ¿Sólo a mí me parecía que algunos asistentes a la gala eran digitales? No sé si era la iluminación o que me estaba durmiendo. A Pati también le pareció. No la vimos terminar, también es verdad.
GE.

Guionistaeléctrico dijo...

Sí, por San Lubitsch, que encierren a Manel F. y tiren la llave. ¿Por qué gesticulaba así? ¿Por qué tenía dos tallas menos de pantalón? ¿Por qué es tan soso lanzando chistes?
No he leído ABSOLUTAMENTE TODO el post, lo confieso. Me pierdo con los colores y los nombres, y no sé si comentas lo que sigue, ¿Sólo a mí me parecía que algunos asistentes a la gala eran digitales? No sé si era la iluminación o que me estaba durmiendo. A Pati también le pareció. No la vimos terminar, también es verdad.
GE.

loquemeahorro dijo...

Como sabes, vi los Goya (hasta que aguanté, vale) para atacarlos sin piedad en twitter, y es una experiencia que ha cambiado mi vida, tanto que esta noche he soñado que Santiago Segura (que era joven, muy delgado, rubio y con pelo) me preguntaba por ellos y por ti, y yo le decía que vivías en Malasaña e ibas en Vespa (?)

Lo de Fuentes, HORRIBLE, qué soso, qué guión, que gestos, qué rimmel, qué todo...

Efectivamente María Botto parece incomodísima con ese vestido, con la idea de posar y con todo, en plan "he venido a la boda de mis primos, pero porque me han obligado mis padres".

Terele Pávez, además de un Goya, merecía que alguien la pintara y vistiera mejor (cualquiera, vaya)

pd. fallan algunos enlaces como los de Nieves Álvarez y las demás de su párrafo.

laesti dijo...

GE, si los invitados de la gala eran digitales, mejor para ellos.
Loque, ¡gracias mil! Enlaces corregidos. Tu sueño me ha parecido lo más, yo ni vivo en Malasaña ni tengo una Vespa, pero por lo demás, tope realista.

calamarin dijo...

Creo que ayer ya lo comentamos casi todo vía Twitter, pese a las malas caras de mi novio, que no le estaba haciendo ni pizca de gracia, ay mi churri... Yo solo quiero saber la dirección del cirujano plástico de Ana Belén por sí me toca una lotería, presentarme en su consulta y ponerme en sus manos.

Carabiru dijo...

Yo iba a verlo, lo prometo, pero fue empezar Manel Fuentes a hablar (¿por qué señor, por qué?) y después la parrafada de agradecimiento del primer premiado, y se me fueron las ganas con una racha de temporal. Y por las caras del público, yo diría que habrían hecho una huída a la francesa a la mínima oportunidad.

Tienes razón tu amiga R. y esa Marta Prieto parecen hermanas separadas al nacer.

Y sin haber visto muchos vestidos más, me quedo con el modelito de Nadia de Santiago, me parece una preciosidad, y muy original.

Uno dijo...

Llegué tarde a casa y no lo vi todo. Atónito me quedé al ver al muñeco Fuentes y su estuche de maquillaje. Tampoco es que los colaboradores extermos se lucieran. Me gustó la idea de la San Juan asumiendo lo horrorosa que fué su presentación, qué pena que la actriz siga sin ser capaz de que se la entienda a sus años.
En general, lo que vi fué un montón de chistes malos (esas pelis inventadas de la troupe chanante es por lo menos para imputarles)
Me hubiera gustado ver lo de Terele y me dió mucha pena ver a Jaime de Armiñan tan viejito. Solo me emocionaron los venezolanos con su premio. Esa si que pienso verla.
Buena, buena la Dafne. Las otras, monas de cara
A los galanotes a penas les vi pero no creo que superaran a los de la mani de bomberos de esta mañana en sol.

Juli Gan dijo...

Recuerdo a las dos niñas aquellas aplaudiendo y pensé lo mismo (Joder, no se aburren nada) El realizador estaba en todo. Jaajaja. De Fuentes que sí, que gesticulaba mucho y que si los Goya le van grandes, el pantalón, pequeño. Le hacía los muslos gordos y el paquete prominente. ¿Estará dedicado? Y luego, al día siguiente, los imbéciles que cobran por rebuznar en RNE afirmando que no han visto la gala pero que vale de ataques al gobierno (!!!!) ¿Hola?. ¿Qué ataques? Si ha sido de lo más light. Lo único, aparte de ligeras alusiones al Wertzotas, la actriz revelación y la protagonista diciendo, con todo el derecho, que nadie decida por ellas.

Que vuelva Eva Hache, o la Sardá. Y eso que Fuentes me cae bien, el chaval.

laesti dijo...

Gentes, acabo de descubrir a este mozo al que (no entiendo porqué) no sacaron en la alfombra roja que comentaba Buruburu.
Con todos ustedes, Rubén Cortada:
http://www.zeleb.es/sites/default/files/-_ruben_cortada.jpg

Juli Gan dijo...

En mi casa a vuestra Buruburu la llamamos Lagartaburu. Voy al enlace que dejas.

Claudia Hernández dijo...

No me gustan para estos eventos ni el blanco ni el negro.
En el apartado de títere sin cabeza creo que has olvidado a blanca Suárez, con su espantoso vestido transparente cintura para abajo.
El de Paula Echeverría, aunque su estilismo es perfecto, el traje me recuerda a un mueble tapizado.
El vestido de la Giovanelli es absolutamente espantoso.
Coincido con lo que lleva Nadia Santiago, mola.
El traje de Silvia Abascal: esperpéntico.
La mejor, sin duda, Ana Fernández en ese hermoso traje granate.
Saludos

P.D.: Creo que has sido hoy de lo más benévola

Amiga R. dijo...

Silvia Abascal parecía que se hubiera enganchado en la bolsa de basura de la comunidad al salir con prisas pa los Goya... ¡¡L'horreur!!

El novio con estola de Macarena Noseloqué me pareció el nuevo Marichalar, que debía estar en su casa brindando celebrando lo de la infanta del día de antes.

Manel Fuentes a mi es que me cae como el culo, pero jamás lo había visto tan gay. Y con el maquillaje de los ojos, se pasó tres pueblos. Pobre. Me dió hasta penilla, pero mira, consiguió que me diera menos rabia quedarme sin señal y perderme la mitad de la gala...

Una petición: basta de musicales, pordios. Lo haceis como el culo.
Un agradecimiento: la niña con la que me comparas me ha parecido muy mona. Gracias. Yo no veo el parecido, la verdad, pero te agradezco que me vieras parecido con ella y no con aquella rubia cardada que apareció del brazo de un señor. Que pa mi que cuando se giró y la vió a ella en lugar de a su señora dijo: "ya la he liao. Me he dejado a la parienta y me he traido a la fulana. A ver qué digo yo ahora".

Y ya.

Amiga R. dijo...

Silvia Abascal parecía que se hubiera enganchado en la bolsa de basura de la comunidad al salir con prisas pa los Goya... ¡¡L'horreur!!

El novio con estola de Macarena Noseloqué me pareció el nuevo Marichalar, que debía estar en su casa brindando celebrando lo de la infanta del día de antes.

Manel Fuentes a mi es que me cae como el culo, pero jamás lo había visto tan gay. Y con el maquillaje de los ojos, se pasó tres pueblos. Pobre. Me dió hasta penilla, pero mira, consiguió que me diera menos rabia quedarme sin señal y perderme la mitad de la gala...

Una petición: basta de musicales, pordios. Lo haceis como el culo.
Un agradecimiento: la niña con la que me comparas me ha parecido muy mona. Gracias. Yo no veo el parecido, la verdad, pero te agradezco que me vieras parecido con ella y no con aquella rubia cardada que apareció del brazo de un señor. Que pa mi que cuando se giró y la vió a ella en lugar de a su señora dijo: "ya la he liao. Me he dejado a la parienta y me he traido a la fulana. A ver qué digo yo ahora".

Y ya.

Sorokin dijo...

Deduzco por el comentario de Claudia que fuera de los gloriosos solares d'Ehpaña también se pudo ver la gala. Yo ni me enteré, porque, entre otras cosas, tengo vetada a TVE internacional para proteger mi salud mental. Por lo que te leo, en todo caso no me he perdido nada. Ya aguanté como pude la gala de los premios Magritte, para pelis belgas y lo único que me sacó del muermo fue el gran Benoit Poolverde.